Música Electrónica - Mixside.com




No estás conectado. Inicia sesión o regístrate.

Crónica: Peter Hook performing “Unknown Pleasures”. Sala Apolo. 10/10/10.

Publicado: 13/10/2010

Crónicas

Autor:

Relacionado: , , , , , .

Comentarios: 3 comentarios » Deja tu comentario

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

El pasado domingo 10 de Octubre tuvimos la oportunidad de disfrutar de una noche llena de nostalgia gracias al concierto que Peter Hook ofreció en la Sala Apolo de Barcelona, donde el ex-New Order presentaba su gira “Peter Hook performing Unknown Pleasures”, todo un tributo a Joy Division y en especial a su álbum debut.

Antes de nada me gustaría comentar una opinión personal. He leído algunas críticas sobre el concierto y sobre la gira en general de Peter Hook. Muchas de ellas se ceban con el artista, llegando a afirmar cosas como: ” si hacía falta hacer algo así”, “que si la voz de Peter no es la de Ian”, “que si Peter ha intentado aprovechar el filón “Joy Division” para sacar tajada”…. Pues bien, personalmente tengo que expresar que para mí y seguro que para muchas personas más , lo que pudimos presenciar el pasado domingo fue un acercamiento lo más fideligno posible a lo que unos pocos tuvieron la oportunidad de vivir a finales de los 70 . El sonido que desprendió la joven banda que acompañaba a Hook, fue de notable alto. Quizás algún acorde no sonó como los “Joy” originales, pero fue en alguna ocasión aislada. El típico sonido a “lata” de la banda de Manchester fue bastante logrado por parte del batería, las atmósferas frías fueron bien reflejadas gracias a la aportación de un teclado muy bien tocado,  y un joven guitarrista sacaba chispas a sus instrumento dejando a más de uno boquiabierto. Por último,  el bajo de Hook, esencia del sonido Joy Division, fue  acompañado del de su joven hijo Jack que demostró haber tomado buenos apuntes de las lecciones otorgadas por su padre.

En cuanto a las quejas de la voz de Peter Hook, pues  no hace falta ser muy listo para saber que la voz de Ian es practicamente inigualable, pero no por eso nos hemos de cebar con Hook . El bajista se esforzó en hacerlo lo mejor posible, poniendo su estilo personal en ello que lógicamente dista muchísimo a la peculiar puesta en escena de Curtis, pero que cumplió con creces su objetivo:  el hacer bailar,  gozar y sudar de lo lindo a la mayoría de público que abarrotaba el Teatro Apolo.

Para los críticos sibaritas que tildan el concierto como algo muy distante a los Joy Division de Ian Curtis, me gustaría hacerles una pregunta: ¿Acaso vosotros tuvisteis la oportunidad de presenciar algún directo suyo para poder comparar?….seguro que como la mayoría de nosostros, no. Por tal motivo, pienso que deberíamos estar agradecidos a acercamientos en forma de tributo como éste a una banda mítica y legendaria, dejando las odiosas comparaciones  a parte, sobre todo cuando uno, lo más cerca que ha estado de Ian, ha sido al lado del soundsystem de su propia casa o viendo su biopic “Control”.

Bueno, expuesta esta crítica, vamos a lo que verdad importa, que no es otra cosa que la crónica del concierto en sí.

Al entrar al Apolo, pudimos disfrutar del directo que uno de los teloneros de la noche, los canario/barceloneses Oblique. Estos hicieron gala de un sonido vintage muy correcto, a base de sintes y guitarras que sonaron con mucha fuerza, desprendiendo una atmósfera especial en la sala. Con su actuación pudimos apreciar la buena salud en la que se encuentra esta formación.Escuchamos, entre otros, “A kind of Electric Current” y otros temas de sus últimos trabajos  “Without making Noise” y “The Cathedral”.

Tras Oblique apareció en escena Peter Hook acompañado de una joven banda que empaparon de sudor las toallas que fueron proporcionadas a cada uno de ellos en un directo que destiló garra y fuerza por todos lados.

Los característicos  acordes de bajo electrizante de “No love lost sirven para abrir la gran velada. Le siguieron “Leaders of men”, “glass” y la megapunk “Digital” . Después entramos de lleno en la presentación de “Unknown Pleasures”:  la logradísima en directo “Disorder”, la siniestras y lúgubres “Day of the Lords” y “Candidate”, la enorme intro y desarrollo de “Insight” y su  oscura y gótica balada “New dawn fades” que nos lleva de cabeza al primero de los momentos más álgidos del concierto. Suenan  “Shadowplay” y “She lost Control”, dos de los singles más afamados de la banda que sirven para que la gente tome un poco de carrerilla, para después bajar el tempo con la decadente“I remember nothing”. Tampoco faltaron  regalos sonoros en forma de  “Warsaw” y “Failures” ,  hasta llegar a la parte final del concierto donde, primero, “Transmission” y seguidamente “Love will tear us appart” provaron que el público terminase dándolo todo, viendo como la banda se retiraba y volvía al escenario para otorgar un último y sorprendete bis:  “Ceremony” de New Order, ponía el broche de oro a una noche perfecta.

3 comentarios a “Crónica: Peter Hook performing “Unknown Pleasures”. Sala Apolo. 10/10/10.”

  1. #1 » luis dijo el 18/10/10 a las 8:57 am:

    Gran noche y grandes bandas…

  2. #3 » Elena dijo el 25/10/10 a las 7:55 pm:

    Gran descubrimiento el de la banda Oblique

Deja un comentario